Your address will show here +12 34 56 78
General
La mitología griega alberga en sí innumerables mitos y leyendas con significados aún presentes en cultos y prácticas modernas. Revivimos hoy la nueva Iliada de la Guerra Empresarial de Troya.


Numerosas corrientes tratan de relatarnos las muchas hazañas empresariales de gigantes y famosos tecnológicos. Aunque fuera de dichos relatos, al igual que le ocurrió a Homero, pocos nos hablan de su futura muerte. ¿Acaso no tienen éstas un talón de Aquiles?


Negocios guerreros anteriormente muy productivos y rentables, e incluso en ese momento considerados “de pies ligeros”, han visto hoy en aumento su competencia y por tanto en decrecimiento su rentabilidad. Pronto han proliferado nuevos empresas soldado que parecen estar carente de amenazas. Hoy, Peleo y Tetis, son familia numerosa. Así como el río Estigia, una popular playa fluvial de emprendedores.


Se equivocan. Todas las empresas y modelos tienen hoy retos y asignaturas pendientes, como las mostradas. Todas sus necesidades. Todas su expertise. En el ciclo dinámico e irremediable de la vida útil (poderosos e invencibles derrotados por príncipes), las fórmulas y estrategias de aumento de la competitividad son muy diferentes para cada una, aunque el punto de partida el mismo: hoy con todas tus circunstancias.
0

General
Hace unos días rebotaba ideas con uno de nuestros clientes. El mismo me expresaba que presentarse como consultor supone en la actualidad una credencial que ha perdido su valor e identidad. Tiene razón.


A los innumerables apellidos surgidos para explicar el concepto de consultoría, podemos sumarle años de continua transformación del mismo. De un significado predominantemente competencial y técnico, a apreciaciones y usos meramente estéticos, en ocasiones, nada asociados con la generación de valor. Desvirtuándose hasta convertirse en un término utilizado simplemente para adornar el ejercicio de proveeduría sin visión estratégica ni resultados cuantificables. Un formato de negocio condenado a morir.


Hoy no sorprende en el entorno empresarial dominicano que las compañías se enfrenten a mayor complejidad para extender su vida rentable y reducir el riesgo de estancamiento. Tampoco que éstas busquen cada vez con más énfasis enfoque en su core. Es por esto que, quienes nacimos y crecimos con el compromiso hacia el resultado como valor incuestionable en el ejercicio de impacto de las funciones del negocio, seguiremos al pie del cañón, con esta u otra tarjeta de presentación, para ser parte del elenco de experiencias requerido por una organización para mantenerse a la vanguardia.
0

Follow us on Social Media